Bienvenido...
Registrar una cuenta aquí
(Create an Account / Crie uma conta)
Iniciar sesión
(Sign in here / Login aqui)
Login:
Contraseña:
Depósito Legal Nº: pp200102CS997 - ISSN: 1317-5823
HOME  |  NOSOTROS  |  PUBLICACIONES  |  NORMAS  |  ARBITRAJE  |  TIENDA  |  REGÍSTRESE  |  CONTÁCTENOS  |  Carrito
vacio
 

Imprimir este Artículo Recomendar este Artículo Guardar este Artículo en PDF

Correlación entre edad cronológica y edad ósea - edad dental en pacientes del Diplomado de Ortodoncia Interceptiva, UGMA - 2007
HOME > ARTÍCULOS PUBLICADOS > AÑO 2009 >

    Bastardo Ruby; Figuera Adriana; Rueda Yulmaira; Ortiz Mónica; Quirós Oscar; Farías Margarita ;Alcedo Carolina; Bastardo Ruby; Dorathys Fuenmayor; Godoy Sol; De Jurisic Aura; Mazza Patricia
Para efectos de referencia bibliográfica este trabajo debe ser citado de la siguiente manera:

Bastardo R; Figuera A; Rueda Y; Ortiz M; Quirós O; Farías M ;Alcedo C; Bastardo R; Dorathys F; Godoy S; De Jurisic A; Mazza P.

"CORRELACIÓN ENTRE EDAD CRONOLÓGICA Y EDAD ÓSEA - EDAD DENTAL EN PACIENTES DEL DIPLOMADO DE ORTODONCIA INTERCEPTIVA, UGMA - 2.007"

Revista Latinoamericana de Ortodoncia y Odontopediatria "Ortodoncia.ws edición electrónica noviembre 2009. Obtenible en: www.ortodoncia.ws. Consultada,…/…/…

Resumen
La evaluación y la determinación de los períodos de intenso crecimiento que ocurren durante la maduración de un individuo, proveen información clínica muy importante para la planificación de los tratamientos ortodóncicos, ortopédicos, y los procedimientos de retención.

La Edad Cronológica que rutinariamente se ha utilizado para evaluar el nivel de desarrollo y maduración del paciente, no siempre es un indicador muy confiable, y es por eso que en casos de duda, se realizan estudios comparativos con radiografías carpales y panorámicas como herramientas para determinar la Edad Ósea y la Edad Dental. Estos análisis son aplicados, principalmente en niños que se encuentran en período de dentición mixta, con la finalidad de realizar un buen diagnóstico y aprovechar los picos de crecimiento para garantizar la efectividad del tratamiento.

El Objetivo de este estudio es determinar la Correlación que existe entre la Edad Cronológica, la Edad Ósea y la Edad Dental en los pacientes del Diplomado de Ortodoncia Interceptiva UGMA 2007.

Materiales y Métodos: Se utilizaron 45 radiografías carpales de la mano izquierda y panorámicas de pacientes en edades comprendidas entre 5 y 10 años, consecuentemente, se analizaron las radiografías carpales para obtener la Edad Ósea, utilizando el Atlas de Maduración Ósea del Venezolano y el Atlas de Greulich y Pyle (Edad Ósea Universal), por otra parte, se analizaron las radiografías panorámicas para determinar la Edad Dental, a través del método de Demirjian. Posteriormente, se correlacionaron todas las variables (Edad Cronológica, Edad Ósea Venezolana, Edad Ósea Universal y Edad Dental) entre ellas. La Edad Cronológica, Ósea y Dental fueron suministradas por los alumnos del Diplomado en Ortodoncia Interceptiva de la Universidad Gran Mariscal de Ayacucho del año 2.007.

Conclusiones: A través del estudio de la radiografía carpal de la mano izquierda y radiografía panorámica de pacientes que experimentan cambios de crecimiento importantes, se observa el indicador de maduración de cada individuo para así diagnosticar y planificar el tratamiento ortodóncico adecuado.

Palabras Claves: Edad ósea, Edad dental, Edad cronológica, Análisis carpal, Maduración, Crecimiento, Desarrollo.


Abstract
The evaluation and the determination of intense growing periods that occurs during the maturity of a human been provides important clinical information for planning orthodontics, orthopedics and the retention procedures treatments.

The Chronological Age frequently used in the evaluation level of development and maturity of a patient is not always a reliable indicator which in case of doubt, comparative studies whit carpal and panoramic radiographs are use as tools for determination of Osseous Age and Dental Age. These analysis are principally apply on children that are in mixed dentition period; thus to be able to make the best diagnosis in order to use the picks of growth to guarantee the effectiveness of the treatment.

The object of this paper is to determine the correlation that exists between the Chronological Age, Osseous Age, and Dental Age; on patients of Interceptive Orthodontic Training Course UGMA 2007.

Materials and Methods: 45 Carpals Radiographs from the left hand and Panoramic Radiographs, of patients between 5 and 10 years old, were used. Consequently the Carpals Radiographs were analyzed in order to obtain the Osseous Age using as guide The Atlas of Maturation Osseous of Venezuelan People and The Atlas of Greulich and Pyle (Universal Osseous Age). On the other hand, the Panoramic Radiographs were analyzed in order to determine the Dental Age throw the Demirjian method. Subsequently all variables were correlated (Chronological Age, Venezuelan Osseous Age, Universal Osseous Age and Dental age) within them.

The Chronological Age, Osseous Age and Dental Age were provided by the 2007 year "Gran Mariscal de Ayacucho University" students of the Training Course on "INTERCEPTIVE ORTHODONTIA".

Conclusions: Throughout this study of the left hand Carpal Radiographs, and the Panoramic Radiographs of the patients whom experiment important growth changes, it is necessary to observe the maturation indicator of each of them in order to diagnose and planning the adequate Orthodontic treatment.

Key Words: Osseous Age, Dental Age, Chronological Age, Carpal Analysis, Maturation, Growth, Development


INTRODUCCIÓN
El crecimiento y la maduración en el ser humano, es el resultado de la interrelación genético ambiental, la cual determina que en la población general existan niños con diferentes ritmos de crecimiento y maduración: tardíos, promedios y tempranos. (1,2,3,4)

En el campo odontológico, algunos tratamientos se ven favorecidos si se realizan cuando el individuo se encuentra cerca del pico de crecimiento y en una etapa de desarrollo determinado; por lo tanto, es muy importante poder determinar de manera más segura la Edad Ósea, la cual proporcionará datos para poder actuar de manera adecuada; asegurando así el éxito del tratamiento. (5,6) El objetivo de este estudio es determinar la correlación que existe entre la Edad Cronológica, la Edad Ósea y la Edad Dental en los pacientes del diplomado de ortodoncia interceptiva UGMA 2007.

Es muy importante la evaluación del crecimiento en los pacientes que reciben tratamiento de ortodoncia, ya que la mayoría de ellos se encuentran en período de crecimiento activo. La edad cronológica no siempre permite valorar con exactitud el nivel de desarrollo de un individuo. (7,8)

La Edad Dental y la Edad Cronológica generalmente coinciden en un niño normal, a veces la primera se adelanta o retrasa con respecto a la segunda; pero sólo si la diferencia excede de 2 años comparada con la media, se le puede considerar como anormal. (9)

La Edad Ósea se basa en la evaluación de diversos eventos de maduración y desarrollo, que aparecen en forma regular y secuencial durante la madurez ósea, principalmente en los huesos de la mano y muñeca y en algunas vértebras cervicales, vistos en la radiografía carpal y en la cefálica lateral respectivamente, que se comparan con distintos patrones de evaluación establecidos por sexo y edad, para tratar de predecir el crecimiento que tendrá el individuo. (7,10)

Se han estudiado diferentes áreas del esqueleto como una búsqueda de nuevos indicadores de maduración; entre éstas se encuentran: el hombro, codo, cadera, rodilla, pie y vértebras cervicales. Sin embargo, en la historia de la Ortodoncia y la Radiología, muchos autores han utilizado las imágenes radiográficas de los huesos de la mano en crecimiento para la valoración de la maduración esquelética desde hace mucho tiempo, por ser una parte integral de los patrones individuales de crecimiento y desarrollo; éste es el método más exacto utilizado actualmente. (5,9,11,12)

Bjork (13) en un estudio longitudinal sobre el crecimiento de la cara; demostró una asociación clara entre la edad del máximo crecimiento estatural y la calcificación del hueso sesamoideo, el cual nunca se osifica después del pico de máximo crecimiento puberal, sino aproximadamente un año antes. Para determinar la Edad Ósea en la práctica, aplicando esta idea, la región utilizada es la mano. Se suele tomar una radiografía de la mano izquierda (radiografía carpal) o radiografía periapical en el dedo pulgar. (5,11)

En Venezuela FUNDACREDESA elaboró el Atlas de Maduración Ósea del Venezolano donde se determino que los estratos sociales altos tienen una maduración ósea más adelantada que la de los estratos sociales bajos y también se observó una maduración más temprana en los sujetos provenientes de áreas urbanas que en los rurales. Quirós recomienda su utilización en la población mestiza de América Latina. (5,14)

El desarrollo dental se considera como un indicador de madurez, por lo tanto se estableció el concepto de Edad Dental aprovechando como herramienta la radiografía panorámica, a la cual se le aplica el Método de Demirjian, visualizando el grado de calcificación tanto de la corona como de la raíz de cada uno de los dientes presentes. (9)


MARCO TEÓRICO

Edad Cronológica
La Edad Cronológica no siempre permite valorar el desarrollo y la maduración somática del paciente.(15) Las diferencias en el desarrollo de los niños, dentro de la misma edad, entre los sexos, y aun entre los de la misma familia, ha llevado al concepto de "Edad Biológica o Fisiológica" que define el progreso hacia la madurez del individuo. Por lo general, es estimada a través de la maduración de uno o mas sistemas de tejidos: Dentario, Óseo, características sexuales secundarias y somáticas (estatura y peso). (9,16,17)

Edad Ósea
Durante la vida, los individuos pasan por diferentes estadios que implican un grado de creciente maduración. Cada individuo tiene su propio ritmo o tiempo de crecimiento, y de acuerdo a esto puede ser rápido, promedio o tardío. (8,18,19)

Teóricamente, cualquier parte del cuerpo puede usarse para determinar la edad ósea, pero en la práctica la mano y la muñeca, son las más usadas, debido a que poseen un gran número de huesos y epífisis en desarrollo lo que permite el seguimiento de los cambios que ocurren a través de los años del crecimiento. (8,18)

Los patrones de osificación se dan de manera ideal a nivel de las manos, ya que de los 30 huesos que componen cada miembro superior, 29 están involucrados en su radiografía: diáfisis, epífisis, extremo distal de cubito y radio, ocho carpianos, cinco metacarpianos y catorce falanges. (20)

El carpo esta constituido por ocho huesos dispuestos en dos filas y son: Grande, Ganchoso, Piramidal, Pisciforme, Semilunar, Escafoides, Trapecio y Trapezoide. (9,21)

El metacarpo esta formado por cinco huesos largos con sus epífisis y diáfisis. Se enumeran del uno al cinco. La epífisis 1 es proximal mientras que las demás son distales. Los dedos, en numero de cinco, tienen cada uno tres falanges con sus epífisis proximales: proximal, media y distal. El dedo pulgar es el único que tiene dos falanges, la proximal y la distal. (9)

Huesos del Carpo
Fuente: Elaboración Propia

El hueso sesamoideo medial se encuentra ubicado en la parte interna y distal del metacarpo del dedo pulgar. (9)

En las falanges se observan la diáfisis, que es el centro primario de crecimiento y las epífisis que son los secundarios. Los estadios epifisiarios son la manera en que la epífisis inicia y aumenta su osificación hasta que se une a la diáfisis en los huesos largos, ocurren primero en las falanges distales, después en la proximales y por ultimo en las medias; apareciendo primero en el pulgar en dirección al meñique. (9)

Para hacer el estudio se recomienda utilizar la mano izquierda por considerarla menos sometida a traumas o agentes exteriores que pudieran influir en la configuración anatómica de los diferentes huesos. (9,22,23)

Unos de los métodos más comúnmente utilizado es el Atlas de Greulich y Pyle 19, el cual contiene aproximadamente 60 estándares radiográficos, cada uno de los cuales representa la maduración ósea típica, considerando la edad y sexo desde el periodo post-natal hasta la madurez. (9,19)

Los estándares se establecieron cada tres meses los primeros dieciocho meses, seis de los cuales hasta el quinto año y anualmente de allí en adelante. Cada estándar es acompañado de una descripción de los indicadores de madurez que ocurren típicamente tanto en niñas como en niños en una determinada edad cronológica. Contiene además tablas medias y desviaciones estándar de la edad ósea, lo cual es una información útil para determinar el grado de retraso o aceleración de la maduración esquelética en desviaciones estándar comparadas con la edad cronológica. (9)

Este Atlas es utilizado como una guía con ciertas reservas, ya que fue creado para etnias caucasoideas y hay que considerar la variabilidad que pudiera presentarse entre grupos poblacionales. (8,18,24)

Prior 1.907, citado por Greulich y Pyle (19) , fue uno de los primeros investigadores en darse cuenta de la importancia biológica de la variable densidad ósea en la radiografía de mano infantil y estableció tres principios importantes:
  1. Los huesos de las niñas se osifican antes que la de los niños.

  2. Independientemente de las variaciones que ocurren dentro de la normalidad, la osificación es simétrica.

  3. La variación en la osificación de los huesos es un rasgo hereditario.
En Venezuela FUNDACREDESA 25 , realizó un trabajo de investigación entre los años 1981-1987, y determinó que los venezolanos, especialmente durante la etapa de pubertad, muestran grandes diferencias en su maduración cuando se les compara con las referencias utilizadas internacionalmente, ya que se comportan como maduradores tempranos. (9,25)

Estas diferencias significativas en el ritmo o tiempo de crecimiento y de maduración que caracterizan a los venezolanos, limitan el uso de las referencias internacionales para evaluarlos. (9,25)

El estudio fue realizado en todo el país y la muestra estudiada fue de 69.306 sujetos pertenecientes a familias de cinco estratos sociales, clasificadas según el método Graffar-Méndez Castellano 25. Entre sus objetivos se destaco el establecer valores de referencia de crecimiento y maduración física (sexual y ósea). La muestra fue tomada de 10313 radiografías de muñeca y mano izquierda de niños y jóvenes hasta los 19.99 años de edad y de todos los estratos sociales. (9,25,26)

Todo esto condujo a la elaboración del Atlas de Maduración Ósea del Venezolano, con los datos del Estudio Nacional de Crecimiento y Desarrollo Humanos y del Estudio Longitudinal del Área Metropolitana de Caracas, realizados por FUNDACREDESA. (25,26)

En ortopedia maxilar se ha utilizado el análisis de Bjork (13), Grave y Brown (21), que divide el proceso de maduración d los huesos de la mano en 9 estadios evolutivos entre el noveno y los 17 años de edad. Las características de osificación se detectan a nivel de las falanges, huesos del carpo y radio. Los estados de crecimiento de los dedos se valoran según la relación entre la epífisis y la diáfisis. (27,28)

Huesos del carpo
  1. (G) Hueso Grande
  2. (GO) Hueso Ganchoso
  3. (P) Piramidal
  4. (SL) Semilunar
  5. (E) Escafoides
  6. (T) Trapecio
  7. (TE) Trapezoide
  8. (Pis) Pisciforme
Nomenclatura
Fg= Falange
P= proximal
M= media
D= distal

Los números indican el dedo al que corresponde la falange

FP2= falange proximal del segundo dedo
FM3= falange media del tercer dedo
Pisi= hueso Pisciforme
H= Apófisis unciforme
S= hueso Sesamoideo
R= Radio
C= Cúbito
Fase I (Fase de espera)
Estadio 1
FP2: Igual anchura del disco epifisiario
Estadio 2
FM3: Igual anchura diáfisis-epífisis (disco epifisiario)
Fase II (Fase aceleración)
Estadio3
Pisi: Osificación visible del hueso Pisciforme
H1: Comienza a observarse la delimitación de la apófisis unciforme
R: Igual anchura del disco epifisiario con la diáfisis radial
Estadio 4
S: Osificación visible del hueso sesamoideo
H2: Buena delimitación de la apófisis unciforme
Fase III
Estadio 5
FM3 Cap.: Recubrimiento de la diáfisis por la epífisis
FPI Cap.: Recubrimiento d la diáfisis por la epífisis
R Cap.: Recubrimiento de la diáfisis radial por la epífisis
Fase IV (Fase decreciente)
Estadio 6
FD3u: Osificación total de la línea epifisiaria
Estadio 7
FP3u: Unión diáfisis epífisis total
Estadio 8
FM3u: Osificación total de la línea epifisiaria
Fase V (Fin del crecimiento)
Estadio 9
Ru: Osificación total de la línea epifisiaria, detención del crecimiento natural.

Según el Atlas de Maduración Ósea del Venezolano hay diferencia de maduración ósea de 1 año 6 meses mayor al compararse con el Atlas de Greulich y Pyle. (7,19)

El análisis carpal puede ayudar a evaluar el nivel de maduración del paciente en un determinado momento de su vida, para poder determinar cuanto crecimiento le falta para alcanzar su estado adulto y de acuerdo con esto establecer un plan de tratamiento adecuado. (7)

Edad Dental
La formación, calcificación, emergencia y erupción de los dientes primarios y de los permanentes, son parte de un proceso continuo de maduración del individuo que ocurre desde el nacimiento hasta pasada la edad adulta. (9,29)

Debemos en primer lugar, empezar por evaluar lo mas elemental de un examen clínico: contar el numero de dientes (primarios y permanentes) presentes en la boca y el estado de su erupción, si están solo en emergencia o cuanto de su corona se encuentra dentro de la encía (la mitad o tres cuartos) o si ya han llegado al plano funcional. (9)

La valoración de la Edad Dental se determina por dos métodos:

1 Estado de Erupción Dental, el cual varia ampliamente de una persona a otra y ha sido estudiado por diversos autores, quienes han tratado de precisar la fecha para la erupción dentaria, sin embargo no se ha podido establecer por la variabilidad de factores que intervienen, tales como: Raza, sexo, clima, nutrición, afecciones sistémicas y otros. (15)

Por otra parte una vez que el diente emerge puede estar influenciado por factores ambientales o exógenos, como perdida prematura de dientes primarios que, al provocar la disminución del perímetro del arco obstaculizan la vía de erupción con el consiguiente retardo, infecciones, apiñamientos, o agentes que pueden eventualmente reducir la velocidad de erupción, (deficiencia de vitaminas A y D) e hipotiroidismo; o acelerarla como el hipertiroidismo o la administración de drogas como la cortisona; así como también el impacto del nivel socio económico negativo, tanto en la calcificación como en la erupción dentaria en niños pertenecientes a familias de bajos ingresos. (9,30)

2 Estadio de Gemación, que se basa en la comparación del estado de desarrollo radiológico de los diferentes dientes frente a una escala de maduración. (31)

De esta forma no solo se mide la última fase de desarrollo dental, sino todo el proceso de remineralización. La valoración se basa en un sistema de puntuación (Demirjian y cols. (32)) Se adjudica a cada diente una puntuación, según su estadio de desarrollo. (31)

La suma de los diferentes puntos da el valor de madurez, que se pueden convertir directamente en la Edad Dental con la ayuda de unas tablas convencionales. Cuanto menor es la suma de los puntos, menor es la Edad Dental y viceversa. Este método resulta bastante preciso si solo se utilizan los dientes del cuadrante inferior izquierdo. Además, la escala de puntuación del grado de mineralización depende del tipo de diente y del sexo del paciente. (31,32)

El número de puntos para determinar la Edad Dental se obtiene de la suma de los diversos puntos de los siete dientes del cuadrante inferior izquierdo. Si falta alguno de los dientes que hay que valorar, se incluye el diente del lado contrario. (Según Demirjian y cols., 1973) (31,32)

Para realizar las comparaciones se puede utilizar un compás, la altura de la corona es definida como la mayor distancia entre la punta mas alta de las cúspides hasta la unión cemento-esmalte, sin embargo cuando las cúspides vestibular y lingual no se observan en el mismo nivel, se considerara como el punto mas alto el punto medio entre ellas. Sí no hay signos de calcificación, el valor es cero. La formación de la cripta no se toma en cuenta. (9,32)

Los diferentes dientes son valorados en una escala de la A a la H, como se muestra a continuación:

Escala de puntuación de los estadios de desarrollo dental
Fuente: Demirjian y cols
A= Calcificación de algunos puntos oclusales sin fusión de las diferentes calcificaciones.
B= Fusión de los puntos de mineralización con detección del contorno dental oclusal.
C= Fin de la formación del esmalte y comienzo de depósito de la dentina.
D= Formación de la corona hasta el límite amelocementario.
E= La longitud de la raíz es mas corta que la altura de la corona.
F= La longitud de la raíz en igual o mayor que la de la corona.
G= Termina la formación de la raíz; el orificio apical continua abierto.
H = Cierre del orificio apical.

Escala de Puntuación de las diferentes etapas de la calcificación dentaria
(Demirjian y cols.)

Niños Etapa

Niñas Etapa

Tabla de Conversión para determinar la Edad Dental
a partir del desarrollo dental
(Demirjian y cols.)

Los estudios de crecimiento y desarrollo han demostrado la existencia un dimorfismo sexual cuando se trata de diferentes eventos relacionados con la maduración de los diversos tejidos; así, la tendencia a la erupción dentaria es más temprana en las niñas, posiblemente influenciada por factores hormonales. (9)

Ejemplo de cómo realizar la totalización de los valores y calcular la edad dental según las tablas de conversión
Fuente: Elaboración propia

Huesos del Carpo

Al buscar el valor (71.7) en las tablas de conversión para el sexo masculino (caso de la radiografía) nos da una edad dental de 8.0 años. La edad cronológica del paciente es de 9 años y 6 meses, por lo tanto hay un retraso en la edad dental.

Maduración Sexual
La maduración es un proceso gradual en el tiempo y el grado de maduración es el estado en que se encuentra individualmente un organismo en un momento específico. 13, 33

Durante la pubertad ocurren cambios físicos predeterminados genéticamente, pero modulados por la acción ambiental. El aumento en la velocidad de crecimiento acompañado de la maduración sexual es característico de este periodo; ese crecimiento somático acelerado llamado estirón puberal, involucra prácticamente todas las estructuras corporales, pero de manera desigual, manifestándose sobre todo en la masa muscular, grasa y huesos. (13,33)

El período puberal se caracteriza por los profundos cambios hormonales, como el desarrollo del sistema reproductor, con la aparición de las características sexuales secundarias. El primero de los eventos en aparecer es la Telarquia o aparición del botón mamario en la hembra y el aumento del volumen testicular en los varones, un poco después en forma simultanea aparece el vello pubiano, el tercer evento es el pico de estatura que comienza unos meses antes del despunte de las mamas y cuando el pico esta casi completado adviene la primera menstruación o menarquia, entonces debe aparecer el vello axilar. 9 En los hombres cambia la voz y nace la barba. (33)

El aumento de la velocidad de crecimiento se inicia mas temprano en las niñas (10 años) que en los niños (12 años) alcanzando su pico máximo dos años antes en ellas (12 años niñas-14 años niños) a partir de este momento la velocidad desciende rápidamente y alrededor de los 17.5 años en mujeres y 19.2 años en hombres esta etapa finaliza. (18,33)

La diferencia de duración del pico de crecimiento puberal no es estadísticamente significativa entre ambos sexos, simplemente los hombres comienzan a madurar cronológicamente mas tarde. (8,18,33)

Tablas de Altura y Peso
Diversos investigadores sostienen que las tablas de altura y peso, son inexactas para determinar la edad cronológica del paciente. La diversidad genética y los estadios nutricionales en los variados grupos sociales hacen estas tablas unas referencias poco confiables. (15)


MATERIALES Y MÉTODOS
Para este estudio se utilizaron radiografías carpales de la mano izquierda y panorámicas suministradas por los estudiantes del Diplomado de Ortodoncia Interceptiva de la Universidad Gran Mariscal de Ayacucho de sus respectivos pacientes. La muestra utilizada correspondía a 45 pacientes, de los cuales 17 pertenecían al sexo femenino y 28 al sexo masculino, con edades entre comprendidas de 5 a 10 años.

Para determinar la Edad Ósea se analizaron las radiografías carpales comparándolas con el Atlas de Maduración Ósea del Venezolano (25) y con el Atlas de Greylich y Pyle, 19 obteniendo con este último la Edad Ósea Universal.

Huesos del Carpo
Rx. Carpal del Paciente del N 16
Edad Cronológica: 7 años y 8 meses

Atlas del Venezolano: 7 años y 6 meses

Atlas de Greulich y Pyle: 6 años y 10 meses

Por otra parte, la Edad Dental se determinó analizando la radiografías panorámicas con el Método de Demirjian y cols,32 basado en un sistema en donde a cada diente se le asigna una puntuación según el estado de su desarrollo y la suma de todos da el valor de madurez para ese paciente, el cual puede ser convertido directamente en edad dental, usando una tabla de conversión apropiada de estándares. Los niños y las niñas tienen en sus sistemas diferentes puntuaciones.

Fuente: Elaboración propia

Al buscar el valor (60.1) en las tablas de conversión para el sexo femenino (caso de la radiografía) nos da una edad dental de 7.4 años. La Edad Cronológica del paciente es de 7 años y 1 mes, por lo tanto se corresponde con la Edad Dental.


INSTRUMENTO
Se correlacionaron las diferentes variables: Edad Cronológica, Edad Ósea Venezolana, Edad Ósea Universal y Edad Dental, tomando como referencia la Edad Cronológica.


Debido a que no se encontró durante la revisión bibliográfica parámetros específicos para realizar la correlación se formularon las siguientes ecuaciones:


Posteriormente se diseño una tabla donde se reflejaron los resultados obtenidos por la aplicación de las fórmulas.


RESULTADOS

Tabla Nº 1

Las Edades Cronológicas se tomaron en cuenta hasta el mes de Noviembre 2.007.

Tabla Nº 2

Tabla Nº 3

Tabla N° 4

Tabla N° 5

Tabla N° 6

Tabla N° 7

Tabla N° 8

Tabla N° 9

Tabla N° 10

Tabla N° 11

Tabla Nº 12

Tabla Nº 13

GRÁFICOS
Gráfico N° 1

Población total: 45 pacientes: 28 varones (62,22%) y 17 hembras (37,78%)

Gráfico N° 2

Población total 45 pacientes: 5 - 6 años: 3 (6,67%); 6 - 7 años: 17 (37,78%); 7 - 8 años: 7 (15,56%); 8 - 9 años: 8 (17,78%); 9 - 10 años: 6 (13,33%); 10 - 11 años: 4 (8,89%)

Gráfico N° 3

Población total: 45 pacientes: Correlación entre E.C y E.O.V: 45 (13,23%); E.C. y E.O.U: 45 (16,26%); E.C. y E.D: 45 (11,99%)

Gráfico N° 4

Total de pacientes del género femenino: 17 Correlación entre E.C y E.O.V: 17 (12,80%); E.C. y E.O.U: 17 (14,54%); E.C. y E.D: 17 (13,15%)

Gráfico N° 5

Total de pacientes del género masculino: 28 Correlación entre E.C y E.O.V: 28 (13,50%); E.C. y E.O.U: 28 (17,31%); E.C. y E.D: 28 (11,29%)

Gráfico N° 6

Total de 3 pacientes entre 5 - 6 años: Correlación entre E.C y E.O.V: 3 (33,68%); E.C. y E.O.U: 3 (19,55%); E.C. y E.D: 3 (19,58%)

Gráfico N° 7

Total de 17 pacientes entre 6 - 7 años: Correlación entre E.C y E.O.V: 17 (11,61%); E.C. y E.O.U: 17 (17,14%); E.C. y E.D: 17 (6,99%)

Gráfico N° 8

Total de 7 pacientes entre 7 - 8 años: Correlación entre E.C y E.O.V: 7 (8,09%); E.C. y E.O.U: 7 (10,44%); E.C. y E.D: 7 (8,95%)

Gráfico N° 9

Total de 8 pacientes entre 8 - 9 años: Correlación entre E.C y E.O.V: 8 (11,99%); E.C. y E.O.U: 8 (15,35%); E.C. y E.D: 8 (13,42%)

Gráfico N° 10

Total de 6 pacientes entre 9 - 10 años: Correlación entre E.C y E.O.V: 6 (18,76%); E.C. y E.O.U: 6 (20,86%); E.C. y E.D: 6 (21,55%)

Gráfico N° 11

Total de 4 pacientes entre 10 - 11 años: Correlación entre E.C y E.O.V: 4 (9,60%); E.C. y E.O.U: 4 (15,17%); E.C. y E.D: 4 (15,69%)

Gráfico N° 12

Población total 45 pacientes: SÍ se correlacionaron: 28 (62,22%), NO se correlacionaron: 17 (37,78%)

DISCUSIÓN DE LOS RESULTADOS
Los resultados obtenidos en la investigación, realizada sobre una muestra de los pacientes estudiados en el Diplomado, cuyas edades se encuentran comprendidas entre 5 y 10 años, reflejan que el mayor porcentaje de niños tenían entre 6 y 7 años de edad.

El género predominante en el estudio es el masculino, con un 62,22% con respecto al femenino el cual es de 37,78%.

La aplicación del método para evaluar la Edad Ósea con el Atlas de Greulich y Pyle y con el Atlas de Maduración Ósea del Venezolano muestran diferencias entre sí, siendo mayor la maduración determinada por este último. Esto puede deberse a las características propias de nuestra población formada por una mezcla de distintos grupos étnicos.

En los métodos mencionados anteriormente existe la desventaja de la subjetividad al comparar las radiografías del paciente con la de los Atlas, sin embargo, su utilidad es incuestionable para el diagnóstico, planificación del tratamiento, y para el pronóstico individual de los casos ortodóncicos.

En esta investigación la muestra se correlacionó en un 62,22% porque la diferencia entre la edad cronológica y las edades ósea y dental no excedían los 2 años, según el criterio de las Dras. Martha Torres y Zaida Santiago en su estudio "El factor edad en el tratamiento de los problemas ortodóncicos en la dentición mixta publicado en el 2007.

La edad dental fue la que presento menor diferencia porcentual con respecto a la cronológica con un 11,99%; en contraste con la edad ósea venezolana con un 13,23% y la edad ósea universal cuyo resultado fue un 16,26%.

Cabe destacar que los estudios consultados no correlacionaban las tres edades, sólo una investigación reflejó que existía un 50% de probabilidades de que se correlacionara a la edad cronológica con la dental, el cual fue mencionado anteriormente.


CONCLUSIONES
  1. Los resultados permitieron concluir que sí existe correlación entre la Edad Cronológica, la Edad Ósea y la Edad Dental, en la población estudiada (62,22%).

  2. La correlación porcentual entre la Edad Cronológica (tomada como referencia) con respecto a la Edad Ósea Venezolana es de 13,23%, en relación a la Edad Ósea Universal es de 16,26% y en comparación a la Edad Dental es de 11,99%.

  3. Al correlacionar las variables con respecto al género femenino se obtuvo que la menor diferencia porcentual fue entre la Edad Cronológica y la Edad Ósea Venezolana (12,80%), en contraste con el género masculino; fue entre la Edad Cronológica y la Edad Dental (11,29%).

  4. La muestra tomada de niños en edades entre 6 - 7 años, fue la que presentó mayor porcentaje de correlación entre Edad Cronológica y Edad Dental (6,99%).

  5. La Edad Cronológica no es un indicador válido al momento de realizar un diagnóstico para aplicar un tratamiento de Ortodoncia Interceptiva, debe analizarse conjuntamente con las Edades Ósea y Dental.

  6. La Edad Ósea, determinada por el análisis y comparación de la radiografía de la mano, es el método más usado y aceptado para obtener el nivel de maduración ósea de un individuo.

  7. El nivel de maduración ósea, ayuda a determinar cual es tipo de tratamiento que se debe aplicar (ortodóncico, ortopédico o quirúrgico) y cual es momento mas oportuno para realizarlo.

  8. La maduración así como la erupción dentaria es más temprana en las niñas que en los niños, posiblemente influenciado por factores hormonales.
BIBLIOGRAFÍA
  1. Ceglia A. Revista Latinoamericana de Ortodoncia y Odontopediatría "Ortodoncia.ws edición electrónica mayo 2005. Obtenible en: www.ortodoncia.ws. Consultado el: 18/08/07.

  2. Tanner JM. Foetus into Man. London: Open Books Publ. LTD 1978.

  3. Bogin B. Pattern of human growth. Cambridge University Press. 1988.

  4. Eveleth P and Tanner JM. Rate of maduration: population differences in skeletal, dental and pubertal development. London: Cambridge University Press. 1990: 145 - 175 and Appendix Table 77 - 78.

  5. Ortiz M, Godoy S, Fuenmayor D, Farías M, Quirós O. Método de maduración ósea de las vértebras cervicales, en pacientes del diplomado de ortodoncia interceptiva, UGMA 2006.

  6. Mourelle MR. Correlación entre la maduración dentaria e indicadores de crecimiento esquelético en pacientes odontopediátricos. Universidad Complutense de Madrid. 2004.

  7. Malavé Y, Rojas I, Ferrara P. Evaluación de edad ósea a través del estudio de la radiografía carpal. Universidad Central de Venezuela. 2007. fundactaodontologica.com .consultado 10/12/07

  8. Águila J, Enlow D. Crecimiento cráneo facial. Ortodoncia y Ortopedia. Edit Aguiram SL. España. 1.993. p.p. 30-38

  9. D´ Escriban L. Ortodoncia en dentición mixta. Caracas. Amolca. 2007.

  10. Lamparski D. Skeletal Age Assessment utilizing cervical Vertebrae (Thesis) Pittsburg: University of Pittsburg. 1972.

  11. Padros E, Creus M. Revisión de los métodos para estudiar crecimiento craneofacial en ortodoncia. Ortodoncia Clínica 2002.

  12. Bello. C. Distintos métodos de evaluación esquelética. Universidad Central de Venezuela. Trabajo especial de grado para optar al título de especialización en Ortodoncia. Caracas. 2.002.

  13. Bjork A, Helm S. Prediction of the age of maximum puberal growth in body height. Angle Orthod. 1967; 37: 134-43.

  14. Quirós O. Bases biomecánicas y aplicaciones clínicas en ortodoncia interceptiva. Amolca 2006.:33-40

  15. Allup A, Alvarez Y, Bonilla A, Carrera R, Chevallier B, Guercio E, Marcano H, Pérez M. Compendio de crecimiento y desarrollo craneofacial. Universidad Central de Venezuela. 1996.

  16. Burstone CHJ. Process of maduration and growth prediction. Am J Orthod. 1963.49 (12): 907-918

  17. Moorrees CFA, Kent RL Jr. Patterns of dental maduration. In The Biology of occlusal development. Craniofacial growth series. Monograph 1977.

  18. Fishman L. Radigraphic evaluation of skeletal maduration. Angle Orthod. 1982.52(2): 88-112

  19. Greulich W, Pyle I. Radiographic Atlas of Skeletal development of de hand and wrist. Stanford University. Stanford California 1959.p.p 1 -255

  20. González E, Landaeta K. Determinación de los niveles de maduración y su aplicación clínica. Universidad Santa Maria. Caracas. 2006. Consultado el: 27/11/07.

  21. Grave KC and Brown T. Skeletal osiffication and the adolescent growth spurt. Am J Orthod. 1976.

  22. Rakosi T and Jonas I. Atlas de ortopedia maxilar: Diagnóstico. Ediciones Científicas y técnicas, S A: Barcelona 1992.p.p. 102-107

  23. Dreizen S, Snodgrasse R, Web P et al Bilateral symmetry of skeletal maduration and the human hand and wrist. A Medical Ass J of Dissease. 1957.

  24. Castellino A, Santini R, Taboada N. Crecimiento y desarrollo craneofacial. Edit Mundi S.A. Buenos Aires. Argentina. 1967. p.p.68-72

  25. Fundacredesa. Atlas de Maduración Ósea del Venezolano. Caracas.2003.

  26. Macías C, Izaguirre I, López M: Maduración sexual y ósea según ritmo en niños y jóvenes del Estudio Longitudinal de Caracas. Obtenible en: http://fundacredesa.org/fundacredesa/tiki-page. Consultado: 27/11/08.

  27. Leite H, O`Reilly M, Close J. Skeletal age assessment using the first, second and thrird fingers of the hand. 1987.92:492-498

  28. Smith, R Misuse of Hand-Wrist radiographs. 1.980.77(1):57-61

  29. Gron AM. Prediction of tooth emergence. J Dent Res. 1962.

  30. Garn SM, Magy JM Sanduski ST et al. Economic impact in tooth emergence. 1973.

  31. Faini E. Indicadores de maduración esqueletal. Edad ósea, dental y morfológica. Instituto Odontológico Interdisciplinario de Rosario. Argentina. 2003.

  32. Demirjian y cols. Edad dental y morfológica. 1973.

  33. Revista CES Odontología. Indicadores de crecimiento físico.Vol.17-n.1 2004. Consultado el 27/11/07.


Imprimir este Artículo Recomendar este Artículo Guardar este Artículo en PDF

HOME > ARTÍCULOS PUBLICADOS > AÑO 2009 >
Ir al principio



Iniciar sesión
Regístrese
Directory of open access journals

Radiografías panorámicas,
cefálicas fotografía clínica
especializada
(0212)762.3892/763.3028
 
PRIVACIDAD | ACCESIBILIDAD
Revista Latinoamericana de Ortodoncia y Odontopediatría
Depósito Legal Nº: pp200102CS997 - ISSN: 1317-5823 - RIF: J-31033493-5
Calle El Recreo Edif. Farallón, piso 9 Ofic. 191, Sabana Grande, Caracas, Venezuela
Teléfonos: (+58-212) 762.3892 - 763.3028
publicacion@ortodoncia.ws
Desarrollado por: